Renovadores de aire

Recomendaciones para renovar el aire en lugares cerrados

Si esta interesado en conocer cuál es la diferencia entre la renovación de aire y la recirculación de aire, si quiere conocer porqué es importante renovar el aire en espacios cerrados, y si desea aprender cuáles son los equipos a través de los cuales puedes renovar el aire, este artículo es ideal para ti.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la ventilación consiste en introducir intencionalmente aire limpio en un espacio, al tiempo que se elimina el aire viciado, el objetivo es mantener la calidad del aire en ese espacio. Adicionalmente la OMS también indica que la ventilación puede reducir la propagación de la COVID-19 en los espacios interiores, ya que logran que la tasa de renovación de aire sea más elevada, reducen la cantidad de aire reciclado y aumentan el uso del aire exterior.

Teniendo en cuenta estas observaciones de la OMS, es importante que identifique si en su lugar de trabajo es un espacio cerrado, es decir, revise si el recinto cuenta con aberturas naturales como puertas, ventanas, rejillas o balcones a través de los cuales pueda ingresar aire fresco y a su vez salir el aire viciado. Si concluye que su espacio de trabajo es un lugar cerrado, ¡ten cuidado! porque se puede estar presentando una recirculación de aire.

¿Qué puedes hacer si en tu lugar de trabajo hay recirculación de aire?

¡Necesita empezar a renovar el aire al interior de su espacio de trabajo!, esto lo logras cuando se reemplaza el aire que hay al interior del recinto por aire nuevo o aire fresco. Como contábamos anteriormente, la renovación puede darse de forma natural, es decir a través de puertas o ventanas, ya que a través de estas, sale y entra aire constantemente; pero también puede realizarse de forma mecánica, o sea a través de equipos como extractores de aire y/o inyectores de aire, sistemas de purificación de aire o aires acondicionados. Este tipo de equipos evita la acumulación de partículas en el ambiente, reduciendo así los riesgos de exposición y haciendo que el lugar sea más seguro.

A continuación, dejamos algunas recomendaciones que deberías tener en cuenta al momento de elegir un equipo para renovar el aire en un espacio cerrado:

  1. Características técnicas: revise el número de renovaciones por minuto que alcanza el equipo, la potencia, el nivel de ruido, el consumo energético y el tiempo de garantía. Tenga presente que estas características pueden variar según el tamaño y según la marca del equipo; sin embargo, puedes hacer un comparativo entre marcas y así identificar cuál es la mejor opción. 
  1. Instalación: antes de adquirir un equipo es fundamental que entienda
    cuál es el proceso de instalación y si dicho proceso implica modificaciones a la infraestructura física y/o eléctricas del espacio de trabajo. Para esto le sugerimos que hagas una proyección de cómo podría verse el equipo en tu lugar de trabajo según el color, el tamaño y/o la forma. Finalmente identifica si alguna de las características técnicas del equipo puede afectar sus operaciones diarias (ruido, conexión, consumo eléctrico).
  1. Precio: en función de las variables anteriores, encontrarás equipos de mayor o menor valor; no elija un equipo por precio, por el contrario, evalúe primero que el equipo realmente cumpla con el propósito de: renovar aire.

Finalmente tenga en cuenta que la OMS hace 2 recomendaciones importantes cuando se adquieren equipos para mejorar la calidad de aire en un espacio cerrado: 1. Se debe evitar cualquier forma de recirculación aire (utilizar aire ya existente en el espacio que se desea ventilar), y 2. Se debe realizar de forma periódica inspecciones a los sistemas de calefacción, ventilación y aire acondicionado, además de hacer el mantenimiento pertinente y limpiarlos.

Si tiene más dudas o inquietudes, puede escribirnos a través de la opción https://www.energinn.com.co/preguntas-quejas-y-reclamos/